sábado, 10 de enero de 2015

Procedimiento del sondaje vesical Mujer

En la mujer:
• Colocar a la paciente en posición ginecológica (decúbito supino con
las piernas flexionadas).
• Lavado de los genitales externos del paciente, incluyendo el interior
de los labios mayores y menores (de arriba hacia abajo).
• Separar los labios mayores para exponer el meato, con el índice y
pulgar de la mano no dominante, ejerciendo una ligera tensión hacia
arriba y hacia atrás. Realizar una irrigación de genitales con povidona
yodada.
• Si la mujer está menstruando, después del lavado y antes de la
irrigación con povidona yodada, se efectuará taponamiento de la zona
vaginal con gasa estéril que retirarán concluido el sondaje.
• Retirada de guantes no estériles, frotarse las manos con alcohol de
70º al menos durante un minuto y colocar los guantes estériles y
paño estéril.
• Limpiar el meato con una torunda seca e introducir la sonda bien
lubrificada con suavidad, pidiéndole al paciente que realice inspiraciones
profundas y prolongadas, a la vez que empuja hacia abajo con
los músculos de la pelvis para facilitar la penetración.
• Si se encuentra resistencia, angular ligeramente la sonda hacia la
sínfisis púbica. Si no hay reflujo de orina después de insertar la sonda
de 8 a 10 cm, y la paciente no está deshidratada o ha hecho una
micción reciente, puede ser que se haya introducido por error en la
vagina. Repetir el procedimiento utilizando otro par de guantes y otra
sonda.
• En caso de que la paciente presente retención urinaria, al igual que
el hombre, pinzar de forma intermitente el tubo de la bolsa colectora,
para evitar hemorragias por descompresión vesical brusca.
• Una vez conseguido el drenaje de la orina, insuflar el balón, si llevara
de la misma forma que en el caso de los varones.
• Anotar en la historia de la paciente la fecha de la realización de la
técnica, las incidencias del sondaje, el calibre del catéter utilizado,
la cantidad de orina excretada.
Comprobación:
• Asegurarse que el prepucio esté cubierto.
• Asegurarse que la orina fluye a la bolsa colectora.
• Revisar la sujeción correcta de la sonda y bolsa colectora.
• Comprobar que el paciente conoce las indicaciones para el mantenimiento
del sondaje.
• Vigilar color de la orina.
• Revisar las recomendaciones para el mantenimiento del cateterismo
urinario permanente.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada